La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepaaseguró 6 aves de vida silvestre que trataban de ser vendidas en un puesto semifijo de un tianguis en la Colonia 2ª Ampliación de Santiago Acahualtepec, en la Delegación Iztapalapa de la Ciudad de México.

Durante una visita de inspección, se ubicó a una persona que comercializaba 3 ejemplares de clarín unicolor (Myadestes unicolor) y 3 de jilguero (Myadestes occidentalis) por lo que se le solicitó exhibiera la documentación con la cual acreditara su legal procedencia.

Sin embargo, al no mostrar documentos para acreditarla, las aves se aseguraron precautoriamente.

A través de un comunicado, la Profepa informó que los 6 ejemplares se encontraban en aparente regular estado físico, por lo que fueron depositados inmediatamente en el Aviario Abraham Lincoln de Polanco, en la delegación Miguel Hidalgo de esta capital, donde se les proporcionarán los cuidados veterinarios necesarios.

 

Comments

0 comments