La semana pasada la tragedia de un hombre de 83 años que perdió su casa en Turquía debido a un incendio, conmovió al mundo entero.

Ali Mese, habitante de la provincia turca de Ordu, en las costas del Mar Negro, quiso encender su estufa de leña y utilizó para eso gasolina. El resultado fue que incendió toda su casa y perdió cuanto tenía. Desconsolado, apenas atinó a abrazar uno de sus gatos.

Alguien tomó una fotografía y la imagen que capta ese momento ha sido en su país de las más comentadas en las redes sociales, reportó el portal Anadolu Kedisi.

Por fortuna, Ali, su familia y uno de sus gatos pudieron salvarse.

Las autoridades locales prometieron ayudar al hombre y su familia, que se quedaron sin hogar.

Comments

0 comments