El día de ayer el equipo de la maquina celeste le ganó al Toluca por la mínima diferencia y se pone como líder del torneo con 16 puntos de 18 disputados. Lo cual confirma el buen momento que vive el conjunto cruzazulino en el actual torneo. La llegada de Ricardo Peláez ha sido clave en el buen funcionamiento de los dirigidos por el portugués Pedro Caixinha–esto, aunado a las buenas contrataciones y el óptimo momento que viven sus jugadores, el Cruz Azul marcha invicto el Apertura 2018.

El último campeonato de los celestes fue en el torneo de Invierno 1997. Esa final se la ganó al León con aquel penal, en donde Ángel Comizzo se comió a Jackie Chan y le propina tremenda patada en el suelo a Carlos Hermosillo que después con mucha categoría y temple cobra la falta y el Cruz Azul se proclama campeón.

De este último campeonato han pasado un poco más de 20 años y que este 7 de diciembre se cumplirían 21 años de sequía de títulos en caso de que el equipo de la Noria no logre llegar a la final y ganarla.

Sabemos que la época de los 70’s fue su mejor período que fue subcampeón de la Copa Libertadores en el 2001, que es uno de los equipos más populares de México y con mayor inversión, pero todo esto se ha quedado atrás. Los títulos más recientes de la maquina son La Liga de Campeones de CONCACAF 2013-2014 y la Copa MX Clausura 2013. La última final que jugó el equipo azul fue el Clausura 2013 y la perdió con su enemigo deportivo número uno…El América, en penales y pudiendo haberla ganado en el tiempo regular.

Desde aquel 2013 el Cruz Azul ha tenido muy malas rachas, como no clasificar a la liguilla en 3 años y de un rendimiento paupérrimo que a la afición le dolía. Pasaron jugadores, directores técnicos, directores deportivos y nada, solo derrotas y dolor. Este Apertura 2018, han arrancado muy bien, jugando bien al futbol, metiendo goles, cerrando los juegos y dándole ilusión a la afición. Hoy marchan como líderes absolutos y con muchas esperanzas.

Pero de nada va a servir que ganen las siguientes 11 jornadas y no sean campeones, hay equipos que pueden vivir con buenos torneos y llegar lo más lejos posible, el Cruz Azul no es de estos equipos, la maquina siempre debe estar peleando por los títulos de cada torneo que juegue. Sin duda tiene la deuda pendiente con el torneo de Liga, este uno de los objetivos, metas y casi obligación que tiene el azul esta temporada.

No la tiene fácil, los equipos del norte han mostrado tener lo necesario para competir y ganar. El Cruz Azul es de los denominados “4 grandes” del futbol mexicano junto con las Águilas del América, Los Pumas de la UNAM y las Chivas del Guadalajara que siempre son equipos que juegan para ser campeón. No sabemos si en este torneo se romperá la sequía de títulos, lo que sí es un hecho es que han iniciado muy bien y la afición lo sabe.

¿Es favorito para ganar el Apertura 2018? Es difícil decirlo, es mucho de momentos y estabilidad mental. Aún falta mucho camino por recorrer, 11 jornadas y la liguilla. Hoy tiene 16 puntos por lo que podemos decir que con 3 juegos ganados y un empate o 10 puntos está prácticamente clasificado a la fiesta grande del futbol mexicano–por lo que para la jornada 11 ya podría estar metido de lleno en la liguilla. Para esto le tiene que ganar a: Santos, Veracruz, Necaxa y al Atlas, lo cual viendo su calendario hasta la fecha 10 es muy probable que logre.

El buen paso del Cruz Azul ilusiona a la afición, pero sabemos que la meta es el campeonato y nada más.

 

Comments

0 comments