La popular plataforma de streaming acaba de estrenar la segunda temporada de la aclamada serie Jessica Jones y no podríamos estar más contentos, pero ¿es tan buena como su anterior temporada?

La primera temporada nos dejó un gran sabor de boca, quizá por la historia, quizá por el desarrollo de los personajes tanto principales como secundarios—, o quizá, por el grandioso villano interpretado por David Tennant. Lo cierto es que no dejó indiferentes a aquellos que disfrutamos de esta primera temporada perteneciente al Universo Marvel.

Resultado de imagen para jessica jones

Esta segunda temporada estrenada el 8 de marzo —por supuesto con motivo de la conmemoración del Día Internacional de la Mujer— cuenta con 13 episodios, todos dirigidos por talentosas directoras. Este trabajo es bastante evidente y elogiable  en el trato que se les da a los personajes femeninos, sobre todo teniendo en cuenta el poco reconocimiento que tienen las mujeres tanto en el cine como en la TV.

Parece que la intención de los guionistas en esta temporada es dejarnos ver el porqué es que tiene esa característica personalidad, es decir, sus orígenes, así como la relación tanto con su familia adoptiva como con su familia biológica, especialmente con su madre.

En la anterior temporada teníamos a un enorme villano como era kilgrave, sin embargo aquí la serie parece que carece de un villano principal, no sabemos si se está enfrentando a su madre, al médico que la hizo lo que es o a sus propios demonios. Esto es a mi parecer algo que le resta bastantes puntos a la serie.

El desarrollo de Jessica es de lo más plausible de la serie, ya que si bien comienza con la misma personalidad y problemas que nos dejó la primera temporada, como el alcoholismo o incluso misantropía, cierra con un ápice de su intento por reconciliarse tanto consigo misma como con los demás.

Concluyendo con la pregunta que planteé al principio: no se puede juzgar a Jessica Jones solamente en relación con su anterior temporada, ya que hay matices que ambas tienen y que no por eso una la hace mejor que la otra. La historia puede que no tenga un desarrollo tan amplio y que dé para tanto como la anterior, así como un villano que se sostenga por sí mismo; sin embargo, esta nueva temporada cuenta con una historia mucho mejor contada y más madura, con la que es fácil identificarse; el desarrollo de los personajes secundarios es mucho más notable, así como el papel que le dan los guionistas; también la revalorización que se le da a los personajes femeninos es grandiosa. Quizá lo más criticable —a mí parecer— sería la falta de continuidad que nos deja. Parecer ser más bien un cierre para esta serie en lugar de dar pauta para lo que sería una tercera temporada. Esperemos que no sea así.

Comments

0 comments