Hace ya cinco años que terminó definitivamente esta exitosa serie inglesa que transcurre dentro de una pequeña ciudad de Inglaterra llamada Brístol y que sigue a un grupo de jóvenes que se desenvuelven entre sus propios problemas con sus amigos, padres, drogas y su vida académica. Fue una serie que marcó a más de una generación entre los diversos personajes y sus propias generaciones que abarcaban dos temporadas cada una. Aquí resumimos los que consideramos los mejores personajes, sobre todo por su profundidad y desarrollo.

#5.- Tony Stonem (Nicholas Hoult)

Presentado como el más inteligente y manipulador del grupo. Tony se muestra bastante indiferente en la relación con sus papás; lo mismo con su novia Michelle, a quien engaña en más de una ocasión, lo mismo que la humilla, e intenta deshacerse de ella por medio de su amigo Sid. Esto cambia a partir de un accidente que sufre al final de la primera temporada, ya que lo deja con dificultades motoras y cognitivas, revalorizando la relación con su familia, amigos y escuela.

#4.- Michelle Richardson (April Pearson)

Es una chica que al principio se muestra como bastante egoísta y superficial, sin embargo es bastante inteligente y cariñosa con sus amigos. Es la novia de Tony desde el inicio de la serie y eterna enamorada de su otro amigo Sid. Michelle se desarrolla bastante en la relación y el amor que le tiene a Tony, incluso después de haber sido maltratada por éste, perdonándolo una y otra vez e intentando que vuelva a ser el mismo Tony después del accidente. Es la chica inteligente que mantiene al grupo unido y asimismo es un personaje bastante complejo.

#3.- James Cook (Jack O’Conell)

Es el personaje principal de la segunda generación (tercera y cuarta temporada) junto con Effy. Definitivamente el más problemático e iracundo de las tres generaciones y quizá el personaje que menos desarrollo lleva en la tercera y cuarta temporada, dejándonos más bien un aprendizaje de lo que no debemos hacer en la vida y que, sin embargo, su historia y guion no dejan de estar tan bien escritos que nos hacen empatizar con él en bastantes aspectos.

#2.- Cassandra “Cassie” Ainsworth

Uno de los personajes más queridos de la serie por aquellos que seguimos a la primera generación y quizá con el que mejor asociamos a la serie. Es el personaje que presente mayores conflictos en las primeras temporadas, entre las fiestas, las drogas, su amor no correspondido (al principio) por Sid y, sobre todo, con su desorden alimenticio que la llevó a internarse un par de veces en una clínica para personas con problemas psicológicos. El desarrollo que se maneja en la segunda temporada es más grande y grato, ya que vuelve a ser un poco más estable y lleva una relación sentimental con Sid. Su final es bastante trágico, ya que vio morir a uno de sus mejores amigos (Chris) en el momento más triste de la serie. Ni si quiera en su viaje a Nueva York logra encontrarse a sí misma, ya que parece que se va sumergiendo en cada vez más tristeza y soledad.

#1 Elizabeth “Effy” Stonem

Posiblemente el personaje más complejo de Skins y el que seguro tiene el mayor desarrollo a lo largo de cuatro años. Es la hermana menor de Tony, quien se muestra bastante aburrida ante la vida, quizá generada por la falta de un reto mayor o la necesidad de buscar experiencias fuera de la vida común de Brístol. Es indiferente ante su familia, exceptuando el enorme cariño que tiene por su hermano mayor. No tiene mayor relevancia en las primeras temporadas, pero a partir de la tercera toma el protagonismo junto con su novio James Cook. Aquí Effy lleva una vida de enorme descontrol, llevándola a separarse de sus amigos y a juntarse sólo con quien más daño le hace: su novio Cook. De nuevo al final, quizá la parte más oscura de esta segunda generación, es cuando asesinan brutalmente a su novio Freddy, con quien parece que podía encontrarse un poco de felicidad o estabilidad en su vida.

Comments

0 comments